Salud Nutricional para poder alimentarse Bien

0
351
Salud Nutricional - Alimentarse Bien
Salud Nutricional - Alimentarse Bien

Ya sea porque queramos perder peso, por salud o, simplemente porque hemos decidido cuidarnos, muchas veces pensamos en replantearnos nuestra dieta y alimentarnos de forma más saludable.

Sin embargo, no siempre atinamos a escoger los alimentos más adecuados e incluso llegamos a desorientarnos acerca de qué productos deben aparecer con prioridad en nuestro plato. Y es que a pesar de que nos bombardean con el tema de alimentación saludable, no tenemos una correcta información nutricional de los alimentos. ¿Sabes comer bien?

Una mala información nutricional de los alimentos

La primera causa que nos llevan a cometer errores en la valoración de los alimentos es nuestra ansia por adelgazar, ayudada por los mitos inculcados por las conversaciones con vecinas, madres y abuelas. Pero ellas no son nutricionistas.

También la televisión y las revistas llegan a confundirnos con la mezcla de ideas que nos aportan las distintas dietas de dietista célebres y las costumbres más que equivocadas de famosas.

Fijamos nuestra atención en excluir de nuestra dieta alimentos que, pensamos, contienen grasas y demasiadas calorías. Por el contrario, optamos por alimentarnos de barritas adelgazantes o batidos adelgazantes. En casos como estos haz de preguntarte si, verdaderamente, crees que te merece la pena esta opción.

Y es que, ¿realmente te sientes saciada con una barrita o un batido de dieta? Con un plato de legumbres tu estómago se sentirá más satisfecho y también tu salud, pues un plato de garbanzos apenas cubre 3 gramos de grasas, que se reduce a sólo 1 en el caso de las lentejas, y en cambio posee hasta 48 gramos de proteína. Las proteínas son fundamentales para mantener nuestra musculatura en buena forma y evitar la terrible flacidez que nos acosa cuando perdemos peso.

Otros de los errores que conlleva desconocer la información nutricional de los alimentos es que terminamos privándonos de algo que nos gusta creyendo que es perjudicial para nosotros. Es el caso del azúcar. Goza de mala fama en los últimos tiempos, al batallón de sustitutos que le han ido apareciendo se suman noticias de que tomar azúcar puede provocar hiperactividad en los más pequeños o incluso llegar a crearnos una adicción. Estos datos no están confirmados por la comunidad científica. Nutricionalmente hablando, el azúcar que añadimos al café apenas aporta unas 40 calorías.

Un error muy general es equiparar el número de energía que aporta un alimento con el hecho de engordar más o menos. Esto no es así, un alimento como la pasta, aporta 370 calorías por 100 gramos, pero tan sólo 2 gramos son de grasa, y sí que aporta una buena cantidad de hidratos de carbono, los cuales además de saciarnos, hacen aumentar nuestro gasto calórico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here